Percentiles y tablas de crecimiento ¿Qué son realmente?

 En Alimentación de 0 a 3 años, Pequepedia

¿Qué son realmente los percentiles? ¿Por qué nos preocupa tanto un bebé en el percentil 3? ¿Qué son las curvas de crecimiento?

¿Tenemos obsesión con los percentiles?

Sí tenemos una obsesión real por los percentiles en los bebés y niños pequeños.

Hay gente que basa su día a día y su preocupación más absoluta en el peso y la talla de su hijo/a.

Una noticia de última hora

Hace unas horas saltaba la alarma cuando Javier, de 6 meses, descubría que su mamá estaba en el percentil 3 de peso y talla.

Desde entonces el CSSM (Comité para la Seguridad y Salud de las Mamás), coordinado por bebés de todo el mundo, no ha parado de recibir avisos.

La alerta se ha extendido a todo el país y no paran de aparecer casos realmente extremecedores.

-“Mi mamá no coge peso desde las navidades pasadas”-.

Decía Nuria de 4 meses, en una entrevista para la TVBebé.

El caso de Ana, de 2 meses, es aún peor:

-“El martes vuelvo a pesar a mi mamá, pero creo que está en un percentil 1-“. Decía ayer con lágrimas en los ojos.

Incluso se ha dado a conocer el caso de unos gemelos, Juan y Paula, de 9 meses, que refieren que:

-“La comida con mamá se ha vuelto un infierno, la intentamos obligar a comer más, pero no quiere”-.

Los profesionales del Comité, valoran la posibilidad de incluir medidas como:

  • No dejar a las mamás más de 3 horas sin comer.
  • Suplementar todas las comidas con 3 yogures de sabores y dos naturales.
  • Incluso dar varios vasos de leche ENTERA, entre las comidas. 

¿Os imagináis que esto pasase?

¿No sería más sencillo pensar que hay mamás más bajitas y otras más altas?

¿Podríamos pensar que hay mamás que tienen más apetito y otras menos?

¿Diríamos que hay unas mamás más delgadas que otras?

Sí, sabemos que hay una media más o menos, que hay una talla mediana y una pequeña  que hay una altura más frecuente que otra, pero:

¿Si tú eres más baja o más delgada pasa algo?

NO

Entonces…

¿Qué nos pasa con los bebés?

¿Por qué esa obsesión por los percentiles?

¿Qué significan realmente?

Dejando un poco de lado la parte cómica, voy a intentar explicar de forma sencilla este tema que tanto nos preocupa a madres, padres y profesionales.

TABLAS DE CRECIMIENTO

Tablas de Orbegozo // Tablas de la OMS

Las tablas de crecimiento o curvas de crecimiento se elaboran con los datos obtenidos al medir y pesar a grupos amplios de NIÑOS SANOS de distintas edades.

Los datos obtenidos de estos estudios son sometidos a diversos estudios estadísticos y a partir de estos se obtienen las gráficas y los percentiles.

Las Tablas de Orbegozo

Las tablas de crecimiento utilizadas hasta ahora han sido las del Centro Nacional de Estadística de Salud de los Estados Unidos y en España las tablas de Orbegozo, basadas en las nombradas anteriormente.

Estas tablas, a pesar de que siguen siendo las más utilizadas todavía, tienen defectos y son muy antiguas.

En ellas un un bebé alimentado con leche materna sigue un patrón de crecimiento bastante distinto y siempre parece más bajo de peso.

Las Tablas de la OMS

Las tablas de la OMS (http://www.who.int/childgrowth/standards/es/), nos indican como es el crecimiento “normal” de los bebés y niños basándose en niños amamantados.

Para realizarlas se incluyeron:

  • Niños no prematuros.
  • No gemelos.
  • No enfermos al nacer
  • De madre no fumadora
  • Con lactancia materna exclusiva 6 meses
  • Con alimentación complementaria desde los 6 meses.

¿Qué ventaja tienen las Tablas de la OMS?

Estas tablas pueden evitar numerosos diagnósticos erróneos de “bajo peso” o “mal crecimiento” en bebés amamantados.

Es posible que en las tablas de Orbegozo su hijo/a aparezca en un Percentil 3 y en las tablas de la OMS pueden aparecer en un Percentil 10.

¿Es tan importante el tipo de tabla que se utilice?

No.

Lo realmente importante es saber interpretar bien las tablas, la mayoría de veces se hace una mala interpretación, sea la tabla que sea.

No debemos olvidar que son sólo estadísticas.

Aquí os dejo un ejemplo de la tabla de crecimiento de la OMS de peso para la edad en niños de 0 a 6 meses.

percentilninos

¿Qué son los percentiles?

El término PERCENTIL significa (POR CIENTO).

¿Cómo se calculan los percentiles?

Se cogen, por ejemplo, 100 NIÑOS SANOS, y se les coloca en orden de talla o de peso.

El Percentil 50 quiere decir que:

El 50% de los niños escogidos miden más y el otro 50% miden menos.

Algunos ejemplos son:

Pepe está en el Percentil 97 de talla:

97 niños, de los 100 NIÑOS SANOS escogidos, miden menos que Pepe y sólo 3 niños, de esos 100, miden más que Pepe.

Ana está en el Percentil 3 de peso:

 97, de los 100 niños sanos escogidos, pesan más que Ana y 3 de esos niños pesan menos.

¿Cuál es el percentil “normal” para un bebé?

TODOS.

Sea cual sea el Percentil en el que está un bebé, sólo es un dato estadístico y hay que valorar muchas más variables.

Es importante observar cómo come, cómo se encuentra y muchas cosas más.

Los percentiles, como dato aislado, no tienen ninguna validez.

Es más, como estamos viendo, aunque su bebé esté en un Percentil 3 (que es el más bajo sólo porque es el primero de la tabla), está entre los 100 niños sanos escogidos.

¿Qué significa estar en el percentil 3?

Significa que un 3% de los niños de España pesan menos o lo mismo que su bebé.

¿Come porque crece o crece porque come?

La altura, no viene dada por la cantidad de comida del niño, incluso casi ni el peso se ve tan influido.

La altura, la mayoría de las veces, viene determinada en los genes y depende mucho de la altura de los padres.

Incluso, en casos de desnutrición, es difícil o muy tardío ver alterada la altura de un bebé.

Así que:

COME PORQUE ESTÁ CRECIENDO Y LO NECESITA y no porque coma más va a crecer más.

BÁSCULA DE BEBÉ

¿Por qué nos preocupa tanto el percentil bajo?

Siempre se oye la misma cantinela, queremos niños en un percentil 97 y nos ponemos orgullosos cuánto más grandes y enormes son.

Ningún vecino ni nadie te dirá:

-“Uy que gordo está este bebé”-.

Pero todos te dirán:

-“Uy está justito de peso”-.

Esto es muy llamativo por varios motivos:

  • El principal problema de salud infantil es la OBESIDAD, no la desnutrición.
  • Nadie de mayor quiere tener sobrepeso ni le gustan los niños que tengan sobrepeso u obesidad.

¿Tiene que seguir la curva de crecimiento?

NO, como venimos diciendo, son sólo datos estadísticos.

De hecho, si unimos con una línea los percentiles del 85% de los niños sanos, no son líneas rectas o no siguen lo que se llama curva de crecimiento o “caminito”.

Ningún bebé ni ningún niño tiene que seguir ningún “caminito”.

Recuerda, el peso y la talla del bebé sólo son datos numéricos que se meten en tablas estadísticas.

Si sospechas o te preocupa que tu bebé no esté bien o no coma bien, consulta con un profesional especializado.

Alguien que valore mucho más allá del peso y la talla, antes de decidir suplementar al bebé y crear preocupaciones innecesarias.

Olvídate de pesar a tu bebé a diario o todas las semanas, mírale a él, obsérvalo y no lo compares ni dejes que nadie lo compare con los demás bebés.

TU BEBÉ ES ÚNICO, IRREPETIBLE Y ESPECIAL

Últimas entradas
Showing 4 comments
  • None
    Responder

    Muy buen artículo. Que te piensas de la a vitamina ir na d?Sobretodo digo a los niños que son pequeños y se la recetan hasta los 2años o más?

    • María Sancha Alcubilla
      Responder

      Hola Noe, muchas gracias por tu comentario. No entiendo bien a qué te refieres con tu pregunta. Si te refieres a la Vitamina D, sólo puedo decirte que aún hay muchas controversias, ya está empezando a haber estudios sobre la posibilidad de que la tomen las madres y cómo pasaría a los bebés. De momento la recomendación oficial es dar vitamina D a todos los bebés mínimo hasta los 6 meses de edad. Todo vino por un gran déficit de vitamina D en niños en nuestro país. Dependen muchos factores, pasamos mucho tiempo bajo techo, usamos protectores solares con protección muy alta…. es aún un tema complejo. Un déficit de vitamina D puede provocar problemas serios y raquitismo, así que no se debe tomar a la ligera.

  • Irene
    Responder

    Gracias por el artículo, muy bueno el trocito de humor del principio! Deberíamos plantearnos más a menudo que nuestros hij@s son personas en pequeño tamaño, pero con sentimientos iguales o más fuertes incluso. Deberíamos respetarles más a menudo en todo, pero en el tema de la alimentación con mayor motivo… Estamos forjando los hábitos futuros! Dejémoslos crecer. Gracias

    • María Sancha Alcubilla
      Responder

      Totalmente de acuerdo, gracias a ti por leerme y por animarme con tus comentarios.

Dejar un comentario